¿Por qué matas la cultura?

Del cine no se puede vivir hoy en día”; “me he tenido que hipotecar para pagar el largometraje”; “hacer una película es caminar al borde de un precipicio

Estas han sido algunas de las frases más repetidas a lo largo de la realización de un proyecto de la universidad en el que tres compañeras y yo nos hemos embarcado. ¿Por qué cine? Bien, el cine considero que es la mejor forma de expresión que puede tener una persona, la manera más fácil de contar una historia –real o no- y que los espectadores te acompañen en la andadura. Evidentemente no es lo mismo relatar a alguien lo que piensas o imaginas que ponérselo en bandeja y masticado en una pantalla gigante –bueno, también depende de las pulgadas de tu televisor-.                                                                                                                              Cogí el tema con fuerza, ganas e ilusión porque además de lo explicado anteriormente, otro de los motivos para elegir este tema es porque me apasiona. El objetivo principal era conseguir fuentes y empezar la ronda típica de entrevistas que requiere un proyecto de estas características.

Leer entrada completa…