Es mi Opinión

NARCISO Y SAÚL, NO SOLO DIVIDEN A LA IZQUIERDA, SON PARTE DE LA MAFIA Y DEL CRIMEN ORGANIZADO

Por Max RODRÍGUEZ
saul y narcisoSi entre los dirigentes no se entienden, hay división y están a punto de llegar a la agresión física, qué se puede esperar de sus seguidores que no van a saber qué rumbo tomar cuando hay una fisura enorme de toda la izquierda, cuando se desconocen entre ellos por no estar de acuerdo en algunas decisiones unilaterales que se  han tomado.

El pasado sábado entre las 13 y las 14 horas Leonel Cota Montaño publicó en las redes sociales, en su Facebook, que “las izquierdas ya tenemos candidatos”, así en esa forma lo expresó y está escrito, para luego mencionar a Jesús Druk, para gobernador; Narciso Agúndez, para alcalde de Los Cabos, Saúl González, para alcalde de La Paz y al “güero” Verdugo, para alcalde de Mulegé.

Pero para el domingo, poco después del mediodía, Leonel eliminó el comentario de su FB página.

Pero el asunto no se detiene en ese destape de candidatos, sino que es el caso de los aspirantes Narciso Agúndez Montaño y Saúl González Núñez.

Dos sujetos de mala muerte, dos mafiosos que tienen de alguna forma que ver con el crimen organizado, con el narcotráfico. Eso son Agúndez y Saúl. Esos son los que aspiran a ser presidente municipal y a los que se les puede comparar con el matrimonio Abarca, de Iguala, Guerrero.

Narciso Agúndez, un personaje tenebroso al cual le tuvo miedo hasta su muerte su ex vocero Antonio Alcantar, quien hace poco más de un año fue asesinado por la mano ejecutora de Saúl, un tipo de la mafia al que apodan “el coreano”.

El asunto de Agúndez aún está vivo, no ha terminado, mintió cuando aseguró que un juez lo absolvió y por lo tanto no puede participar en una contienda electoral. Debemos recordar que Antonio Alcántar, siempre manifestó tener miedo de las represalias de Narciso, luego de que salieron de prisión.

Saúl es parte de lo mismo, ya que el coreano, actualmente bajo proceso como autor del homicidio calificado en agravio de Antonio Alcantar, siempre fue el hombre de todas las confianzas cuando el ex chofer de Leonel Cota Montaño  fue director de tránsito en esta ciudad.

Pero en fin, en la izquierda no solamente es la división, sino que hay mucho mar de fondo para que el PRD intente por la fuerza apuntalar a Saúl como candidato a la presidencia municipal de La Paz, así como a Narciso en Los Cabos, pese a que bien saben que podemos anunciar una derrota anticipada de estos dos tenebrosos personajillos de la política.

La Paz y Los Cabos podrían estar en manos de la mafia, del crimen organizado, con Narciso y con Saúl. Solo cabe recordar cuantos capos del crimen llegaron a vivir y vacacionar en La Paz, durante el gobierno de Agúndez Montaño y llegaron a ser sus vecinos de la colonia donde vivía el ex mandatario.