Nuevo material de construcción

El instituto de ingeniería hidráulica adscrito a la Academia Estatal de Ciencias ha desarrollado un nuevo tipo de material conocido como SHED (Shepherd Hill Energy Dissipator), que puede elevar el porcentaje de debilitamiento de las olas entre un 40 y un 50% en comparación con las piezas de hormigón existentes.

El nuevo producto permite reducir la altura de malecón y rebajar el coste de construcción y asegura la estabilidad de las estructuras en la construcción de las estructuras costeras como la central mareomotriz.

Ya se utilizó en varias obras, incluyendo la construcción del rompeolas para el ferrocarril entre Koam y Tapchon, concretametne en la zona de la bahía Sokjon.

KFAspain1