Papa Francisco participará en una Cumbre mundial sobre el hambre y la malnutrición

El Papa suma su voz a la lucha mundial contra el hambre y la malnutrición

Jueves 22 May 2014 | 18:14 pm
 
logo-fao-grande
 
 

Roma (AICA) (AICA): 

 
El papa Francisco participará el próximo mes de noviembre en la II Conferencia Internacional sobre Nutrición de la FAO (ICN2), que se celebrará en Roma, y que reunirá a jefes de Estado y de Gobierno, responsables políticos de alto nivel y representantes de la sociedad civil para analizar los avances en alimentación mundial registrados desde 1992, cuando se celebró la primera cumbre de este tipo. 

La participación del Pontífice, en la conferencia organizada por la FAO y la Organización Mundial de la Salud (OMS), fue confirmada por el Observador Permanente de la Santa Sede para las Agencias de la ONU con sede en Roma, monseñor Luigi Travaglino. 

“Doy la bienvenida a la presencia del Papa en ICN2 y su compromiso con el futuro que queremos. Un futuro que empieza por garantizar la seguridad alimentaria y la nutrición a todas las personas. El costo humano y socioeconómico de las consecuencias del hambre y la malnutrición es enorme y por eso todos trabajamos juntos por esta conferencia”, destacó Graziano da Silva, director general de la FAO. 

CIN2 es la continuación a la primera conferencia de este tipo, que se celebró en 1992. Su objetivo es reunir a los líderes de los gobiernos, a otros responsables de la formulación de políticas y a representantes de organizaciones intergubernamentales y de la sociedad civil para hacer balance de los progresos alcanzados en la mejora de la nutrición. La conferencia también pretende hallar nuevas formas de impulsar esfuerzos nacionales e internacionales que mejoren las dietas y la salud. 

Mientras 842 millones de personas sufren hambre crónica, la FAO estima que muchas más mueren o sufren por los efectos nocivos de una nutrición inadecuada. Cada año, cerca de 7 millones de niños mueren antes de cumplir los cinco años, 162 millones de niños menores de cinco años no tienen un desarrollo adecuado y, al mismo tiempo, 500 millones de personas son obesas. 

Además del papa Francisco, fueron invitados a la cumbre, entre otros líderes mundiales, el secretario general de la ONU Ban Ki-moon, el presidente italiano, Giorgio Napolitano; la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, el presidente de Tanzania, Jakaya Mrisho Kikwete; el primer ministro de Bangladesh, Sheikh Hasina y la Princesa de Asturias, Letizia Ortiz.