Periodistas y comunicadores mocanos, se quejan de apatia y arrogancia de jefe policial en Moca

Foto de José Nicolás Arroyo Ramos.

Por Nicolás Arroyo Ramos

MOCA.- El presidente de Asociación de Productores de Programas y Medios Escritos de la Provincia Espaillat –APRATELMEPE-, comunicador Rafael Lantigua, anunció anoche que el próximo martes 17 de febrero los comunicadores de esta localidad estarán realizando una vigilia frente al cuartel policial, en reclamo de que las autoridades policiales ofrezcan informaciones de los hechos que ocurren en esa dotación.

Al ser entrevistado en el programa de televisión Coctel Político que, a través de Moca Visión canales 6, 48 y 115, produce y conduce el licenciado Nicolás Arroyo Ramos, en el horario de 8 a 9 de la noche, en reconocido productor de televisión manifestó que los camarógrafos y comunicadores que cubren la fuente policial desde hace tiempo están confrontando problemas para conseguir las informaciones en esta institución, bajo la negativa de un oficial de coronel Mateo.

Expuso para los fines de hacer valer el derecho que como informadores públicos tienen los periodistas y comunicadores de Moca a buscar las informaciones en la dotación policial de aquí, APRATELMEPE ha hecho participe de esta invitación a la seccional local del Colegio Dominicano de Periodistas, presidido por la licenciada Dulce Jiménez y el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa, presidido por el licenciado Miguel Ángel Arroyo Ramos.

¨Tenemos el compromiso de informar a nuestro pueblo de cada uno de los hechos noticiosos que ocurren en nuestra comunidad, pero en ocasiones no podemos cumplir con este deber, porque el coronel policial que está en esta plaza de apellido Mateo, se niega a darle las informaciones a los periodistas y comunicadores, por lo que este martes estaremos frente al cuartel haciendo valer nuestro derecho¨, expuso Lantigua.

Dijo que acudirán al cuartel policial y se instalaran de forma pacífica frente a la dotación policial y en sus pechos se colocaran una cinta negra, en señal de luto y un pañuelo en la boca como señal de la mordaza que se nos ha querido imponer para que no informemos adecuadamente a la población que nos sigue a través de los diversos medios de comunicación en los cuales servimos diariamente.