Timoteo Zambrano (Cambiemos): Una ley especial desde la nueva AN reimpulsará la zona industrial de Valencia

Valencia (Por: Luis González Manrique/ Fotos: Juan Carlos Hernández/ Twitter e Instagram: @Jchernandez69).- Timoteo Zambrano, diputado de la actual Asamblea Nacional, y aspirante a la reelección por el partido “Cambiemos”, estuvo presente en Valencia este viernes 20 de noviembre, para no sólo juramentar al equipo político que tendrá activo la organización política este 6 de diciembre en los diferentes municipios carabobeños, sino que ofreció  una rueda de prensa en enfocó diversos puntos como la necesidad de impulsar la zona industrial de esta ciudad.

Zambrano considera que una nueva Asamblea Nacional tiene la oportunidad de dar vigencia al instrumento legislativo que otorgue la oportunidad de impulso al parque industrial de la entidad, aunque no tocó de manera directa cómo se generar confianza en los capitales privados, nacionales e internacionales, para  la inversión frente a un régimen que es cuestionado por los principales gobierno del mundo, y donde se concentran las más importantes empresas.

Sin embargó, enfocó la importancia de darle impulso a esta ley especial que daría el mayor respaldo a una zona industrial modernizada para Valencia y el país.  

“Una ley especial puede aprobar la Asamblea Nacional para convertir la zona  industrial de Valencia en un área con un plan de inversiones amplio, con un conjunto de exoneraciones que a estudiarse con expertos. Este impulso legislativa permitiría el rescate de un zona industrial con la capacidad mostrada para el país de diez a veinte años”, explicó.

Con respecto a la las inversiones necesarias que darán impulso a la ley especial permitirá, el actual parlamentario señaló que  no solo debe ser apoyada por el Ejecutivo nacional, sino también por el sector privado nacional, así como una apertura al sector privado  internacional.

Zambrano  resaltó que el momento que nació el eje industrial de Valencia, el mismo tomó mayor impulso, porque hubo una exoneración de impuestos en el municipio para la época.

“A lo mejor tendremos que volver a una exoneración de impuestos, no sé por cuanto tiempo, quizás tardaría en tiempo no menos de 15 o 20 años; pero ya el parque lo tenemos. Lo impor6tante es modernizarlo tecnológicamente, a lo mejor renovar muchas de las industrias.  Al mismo tiempo, si hay industrias que han sido expropiadas,  hay que retornarlas a sus dueños”, dijo.

Precisó que la ley especial permitirá seguridad jurídica para la reactivación entre 12 y 18 meses.  “Tenemos un puerto que sí es real. Desde este puerto tenemos las principales automotrices del país, laboratorios importantes. ¿Ustedes se imaginan que podamos decir en año y medio? Si damos a la seguridad jurídica, habrá inversión privada nacional e internacional”, acentuó.

“Esta oportuna ley es especial va a permitir un circulante que activará sin duda alguna la economía del estado Carabobo, lo que ayudará al mejoramiento del salario, el abastecimiento y el empleo”, puntualizó, Zambrano, al tiempo  que recalcó que  se requiere diálogo y negociación con el Ejecutivo nacional, y con los factores externos que cree harán cola para invertir.

El resolver la dualidad institucionalidad y un encuentro de 100 días

Otra de la realidades que Timoteo Zambrano mencionó en este encuentro político fue la necesidad resolver el problema de la dualidad de instituciones en el país, indicando el tiempo indispensable de 100 días con una nueva Asamblea Nacional electa este 6 de diciembre, para cumplir este fin.

“Al resolver esta dualidad institucional que tanto daño le ha hecho al país en la actualidad, Tenemos que ir a un plan que nos permita un conjunto de medidas en los próximos 100 días, luego de ganada las elecciones. Entendiendo que en la Asamblea Nacional estarán todos los factores de la vida nacional de gobierno y oposición. Por eso, hablamos de un plan de estabilización institucional y económica”, explicó.

A su juicio, es indispensable una la alianza tiene que crecer una vez estén en el parlamento para la construcción de un nuevo país, por considerar que serán intérpretes de estos tiempos, en cuanto a varios temas.

“Todos tienen que estar al servicio de la construcción del nuevo país, que no lo puede hacer alguien solo, ni el gobierno o un partido o la Asamblea Nacional, sino en una gran política de Estado con una gran visión de largo plazo en conjunto con nuestras instituciones”.

Para culminar, destacó que entre las medidas a tomar en los 100 días, se ha planteado también un fondo social para atacar el problema de los servicios públicos.