Los Ojos de Julia

Una mirada al mundo

Los Ojos de Julia

¿Civiles Versus Militares En El Congreso Del PSUV? ¿Simples Rumores O Mar De Fondo Solapado?

psuv-.jpg

¿Civiles versus militares en el congreso del PSUV? ¿Simples rumores o mar de fondo solapado?

En el  Tercer Congreso del Partido Socialista Unido de Venezuela,  mejor conocido como PSUV, puede haber sorpresas políticas y serias discrepancias entre sus cúpulas de poder. En algunos casos pareciera que dentro del partido de gobierno hay una especie de archipiélago donde las diferentes islas van desde el radicalismo al pragmatismo, desde el comunismo obsoleto y periclitado de un siglo atrás a los tímidos deseos de un socialismo a lo europeo, desde el planteamiento comunal nunca exitoso hasta los que añoran un país de progreso y de producción potente. Sin embargo las diferencias más marcadas parecen venir dadas en dos polos: los civiles y los militares.

Con el recuerdo de aquel dedo del caudillo eligiendo al capitán Diosdado Cabello a pesar de no haber salido electo en las votaciones de los psuvistas, van a reunirse el próximo mes durante los días 26 a 29 de julio.

Las advertencias lanzadas por miembros de las distintas corrientes internas no se han hecho esperar. Vocero de importancia ha sido el ex ministro Héctor Navarro quien siempre contó con el aval y la confianza de Hugo Chávez. En diferentes entrevistas ha venido diciendo que es necesario sancionar a los corruptos pidiendo al gobierno “tener los mecanismos de control necesarios y suficientes” en contra de este tipo de delitos. Pidió que la corrupción se ataque “instantáneamente” explicando que “si al corrupto no se le sanciona sino que se le amenaza, al final la gente termina imitando el comportamiento”” si no ve acciones del Gobierno contra la deshonestidad.

Navarro vislumbra en el II Congreso del PSUV un debate sobre el tema que “puede ayudar a mejorar las políticas gubernamentales” y a corregir que “se escuche a la gente y no se le impongan medidas”. Ésta última sentencia dio pie para que varios dirigentes se unieran y coordinaran una postura férrea y similar a llevar al seno del congreso del partido gobiernero.

Más allá de esas denuncias está lo que podría vislumbrarse como una confrontación con el ala militar que “se ha adueñado del partido” y a la que va a enfrentar “democráticamente con los estatutos del partido en la mano”. La pregunta principal está reflejada en el planteamiento ¿Quién eligió a los directivos y vicepresidentes del PSUV que hoy están en sus cargos?

Hay cuestionamientos a la colectivización del liderazgo como algunos miembros y ex miembros del gobierno, tanto de Chávez como de Maduro han venido dejando saber en escritos y conferencias.

En torno a la seria figura de Héctor Navarro, sobre el que no hay sospecha alguna de corrupción en los cargos que ha desempeñado, se estarían uniendo otros dirigentes como los diputados Jesús Faria, Ana Elisa Osorio y Rodrigo Cabezas. Otras fuentes señalan que hasta Freddy Bernal y algunos de sus más cercanos colaboradores se añadieron al grupo que cuestionaría algunas prácticas internas estimuladas desde el más alto poder del gobierno. Pareciera que la unidad que tanto piden, por un lado Maduro a los militares y por otro Cabello a los civiles, es el punto más álgido en lo que será la primera convención rojita sin el “comandante eterno”.

El pasado 6 de junio el propio Diosdado en un acto de que sostuvo con las Unidades de Batalla Bolívar Chávez (UBCh) en el estado Monagas señaló que  “el Congreso del PSUV sólo elige al presidente del Partido”.

Inclusive cuestionó de tal forma a quienes han criticado las formas de elección internas en el PSUV que los llamó “a irse si así lo quieren pero no a caer en divisionismo”…“Nadie, le quita el sentido de revolucionario a estos compañeros, pero parece que no son chavistas, pueden ser revolucionarios, pero chavistas no”, dijo.

Aseguró que en el partido socialista no se puede tener vicios del pasado y llamó a las bases a postular sus candidatos para el próximo Congreso del partido. Advirtió que nadie puede llamarse equipo de nadie, porque “quien lo haga está mintiendo”.

“Los mismos que critican a Maduro son los mismos que criticaron a Chávez. Que jamás ocurra lo que ocurrió en Maturín que nos dividimos y nos ganaron la alcaldía”, señaló.

¿Habrá confrontación de fuerzas o de aquí al 26 de julio, (por casualidad fecha nacional cubana) las diferencias serán superadas?

Hay 45 días todavía…