TIPOS DE MERCADO

 

    1. Concepto de mercado.

 

El mercado podría definirse, desde el punto de vista de la ciencia económica, como el conjunto de actividades de compraventa de un producto llevadas a cabo por oferentes (vendedores) y demandantes (compradores). Sin embargo, parece más conveniente definir el mercado por los elementos que determinan su existencia. Así, un mercado es:

 

  • Un conjunto de personas, individuales u organizadas
  • Que necesitan un producto o servicio determinado
  • Que desean o pueden desear comprar
  • Que tienen capacidad para comprar

 

El comportamiento general del mercado se mide por medio de la demanda, que es la formulación empresa de los deseos y necesidades de los consumidores, en función de su poder adquisitivo.

 

              B.  Clases de mercados 

      1. Según las posibilidades de expansión:
  • Mercado actual: los actuales consumidores de un producto determinado.
  • Mercado potencial: los consumidores actuales de nuestro producto y los que pueden captarse con marketing adecuado porque ya están en condiciones de adquirirlo.
  • Mercado meta: el que la empresa ha fijado como objetivo de su plan de marketing.
  • Mercado tendencial: aquél que se espera que en un futuro esté en condiciones de adquirir nuestro producto.

 

      1. Según el tipo de demandante: 
  • Mercados de consumo (Particulares): compran para su propio consumo o el de sus allegados. Pueden clasificarse, a su vez, por sexo, edad, nivel social, volumen de compras, fidelidad, etc.
  • Mercados industriales (Organizaciones): las organizaciones compran según criterios objetivos únicamente, tras un proceso racional, largo y complejo, donde el poder de negociación es mayor por tratarse de compras de mayor volumen. Se trata de empresas, organismos públicos y otras instituciones (O.N.G., partidos políticos, sindicatos, etc.).

 

      1. Según la naturaleza del producto ofertado: 
  • Mercado de bienes perecederos. Son aquellos que su vida útil es un corto periodo de tiempo. Productos que tienen fecha de caducidad. Por ejemplo los espárragos naturales.
  • Mercado de bienes duraderos. Son aquellos que su vida útil se prolonga en el tiempo.  Por ejemplo un automóvil o una lata de conserva
  • Mercado de bienes industriales. Son aquellos que se incorporan al proceso productivo de las empresas, para producir otros bienes. Por ejemplo las materias primas o productos manufacturados.
  • Mercado  de servicios. Tienen una naturaleza intangible y no son susceptibles de ser fabricados, sino que se prestan servicios, como por ejemplo  una peluquería, la sanidad, la educación, el transporte.
  • Activos financieros. Operaciones financieras que se efectúan a medio o largo plazo y tiene como características la liquidez, riesgo y rentabilidad para el demandante. Por ejemplo bonos, letras del tesoro, pagarés.

 

      1. Según el ámbito geográfico del consumidor:
  • Mercados locales. Engloba a los consumidores de un ámbito municipalo provincial. Por ejemplo pequeña panadería de barrio.
  • Mercados regionales. Cuando la empresa se expande sus productos o servicios por toda la región y amplía su mercado a los consumidores de una región.
  • Mercados nacionales. Los compradores potenciales de éste tipo de mercados se extienden por todo el país. Ejemplo línea de autobuses ALSA.
  •  Mercados extranjeros o internacionales. Cuando una empresa extiende su actividad por diversos países. Por ejemplo vehículo gama BMW. 

 

 

      1. Según el número de competidores:
  • Monopolio. Hay un sólo oferente y muchos demandantes. Las barreras de entrada son numerosas. No existe competencia, por ejemplo: Renfe, Microsoft.
  • Oligopolio. Hay pocos oferentes y muchos demandantes. Existen considerables barreras de entradas. Productos homogéneos con muy pocas diferencias entre producto, por ejemplo: Vodafone, energía eléctrica.
  • Competencia monopolística. Es la situación más frecuente. Hay muchos oferentes y demandantes, con productos similares u homogéneos con diferencia. Existen pocas barreras de entrada. Por ejemplo, el mercado de electrodomésticos, los productos de alimentación, la ropa de vestir, automóviles, ordenador,..(Coca cola, Mango, Zara)
  • Competencia perfecta. El número de compradores y vendedores es también muy elevado, pero el producto o servicio intercambiado es homogéneo, como en el caso del mercado de cereales o el mercado de valores mobiliarios. Conocimiento total del mercado y libertad de entrada y salida del mercado.
  • Bibliografía:

  Jose Miguel Ridao González, Economía de la empresa. Editorial Algaida 2012.

Redondo, J. F. B. (2012). Participaciones Preferentes: la Nefasta Experiencia Española.   Contribuciones a la Economía, (2012-07).