TRABAJO PARA TODOS

descarga (1)

Las conquistas sociales son el resultado de un empecinamiento de personas visionarias o pequeños grupos iniciáticos en contra de un devenir histórico que decía que las circunstancias existentes eran inmutables.

El derecho de voto de la mujer, de las minorías raciales, el derecho a unas vacaciones pagadas, el horario estipulado de horas trabajadas, la atención médica etc., etc., etc.

Todo ello era absolutamente inviable antes de ser concedido, todo ello era absolutamente imposible poder llevarlo a cabo; solo gracias a unos precursores, a su insistencia, a su sacrificio se consiguieron , el mundo continua y no paso nada, o si ,paso que el mundo evoluciono en lo que todos conocemos como sociedad avanzada.

Los derechos igual que se conquistan, se pueden perder y en eso estamos en estos momentos de incertidumbre, de pobreza económica, humana e intelectual.

Los derechos sociales, estos que suelen venir recogidos en las constituciones formales de los países occidentales, son los que deben tratarse como sagrados y no perder el rumbo del sentido común que busca un equilibrio de convivencia entre los ciudadanos menos favorecidos y los más. Aquellos que son más favorecidos por su capacidad intelectual, genética, económica etc. y los más desfavorecidos por las mismas causas en negativo. Es este equilibrio de convivencia el que se debe buscar.

No se trata de hacer un favor a los pobres. Es un tratamiento inteligente de las condiciones mínimas que un sistema social debe tener para ser equilibrado y ofrecer calidad de vida a todos sus integrantes. No es crear un estado asistencial, es crear un estado con fuertes bases de estabilidad, convivencia y progreso.

En este  periodo que estamos cruzando, donde hay un número inmenso de personas sin trabajo es cuando hay que establecer un plan de trabajo social para todas ellas.

Todos los ciudadanos deben tener la posibilidad de poder trabajar, de poder contribuir al progreso de la sociedad donde residen. De crear riqueza, de no desperdiciar un recurso inmenso como es la suma de la acción de todas estas personas.

El trabajo no es solo una opción para ganar un salario, es un principio de dignidad para todas las personas. Es un derecho irrenunciable al igual que el aire, el agua, la comida o la vivienda.

Es la especulación de unos pocos la que no deja que el trabajo para todos sea una realidad. Es el abuso, la explotación, la avaricia sin control circunstancias que la sociedad civil debe vencer para su progreso.

El estado debe garantizar y organizar que todos los ciudadanos tengan un trabajo que poder desempeñar según sus capacidades y es el mercado privado el que debe impulsar las oportunidades de riqueza , saber atraerse a sus proyectos el mayor número de ciudadanos ofreciendo unas mejores condiciones económicas, etc. que las ofrecidas por el estado en su economía básica social.